lunes, septiembre 08, 2008

La NADA esta harta! Hartaaa! Hartaaaaa! (y nosotros también)

Abonada vitalicia del club de los ortos de la nada.
No canta, no baila, no actúa. No demuestra tener ningún talento. No es nada artísticamente hablando.
En las vacaciones de invierno devino en animadora infantil ¿Alguien sabe cómo le fue con su patético circo? Ja ja jaaa!!!!
En estos días creyó tener a la sociedad toda, en vilo con su supuesta separación de ese tipo que preferimos no nombrar. (Gracias por existir TVR y recordarnos, con ese excelente informe del sábado, como se dio esta herrrmosa historia de amor y quienes son en verdad estos dos lamentables personajes!)
Hoy ella sale en el blog oficial de Telefe (primiciasya) diciendo “Me tienen harta los opinólogos que viven de mí”… ahora, ¿quién le puede creer eso?, si en este ambiente no es capaz de subsistir si no genera algún escandalito!
Cuando ve que la gente no la registra, sale con cualquier cosita a ver si puede dar que hablar de nuevo. Pero de que salga a demostrar algún valor artístico ni hablar che.
Ah!, para nuestra humilde opinión ella nunca fue una mina linda, no nos gustan las dignas de almanaque de gomería (en serio, no le damos ni a palos), encima últimamente esta mas fea que nunca.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Rial habla de que Vidas Robadas es un exito por que tiene que cuidar el culo con la conduccion de GH.
Siempre fue asi ese tipo.

Hugo (Beccar) dijo...

Esos dos riñones que tiene por labios dan mucha impresión!

Anónimo dijo...

Vidas robadas exito??? yo tambien vi la nota en la paginita de Rial! Da lastima ver como quiere cuidar la quintita ese tipo!
En enero tiene que conducir GH y entonces habla maravillas de cualquier mierda que ponga Telefe. Pero es un asco todo lo que ese tipo significa.

German R. dijo...

A ésta la ví en el Unicenter. Caminaba como si le hubieran roto el culo y es bastante fea con esa bocota.

No le digan "boluda" a Karina Jelinek, por favor. Es mucho apodo para ella, mejor "tontita" que es sencillo, dá un poco de lástima y demuestra que su estupidez es demasiado elemental, nada complejo.